8/13/2016

- Un año.



Trece de agosto. Un año. Hace un año desde el viaje a Bariloche, donde no la pasé tan bien pero tampoco tan mal. Se cumple un año desde que conocí.

No puedo creer que ya haya pasado un año. Se pasó rapidísimo, y yo sigo pensando en el momento en que pasó, en que lo conocí. Nada cambió mucho, de hecho creo que sigo igual anímicamente que en ese entonces, pero bueno. Pasó un año y esa es razón suficiente para escribir sobre ello. Más me deprime el hecho de ver tantas fotos en instagram de gente que está en Bariloche. En serio los envidio.

Pensé que iba a ser más sencillo escribir, pero no. No tengo ganas ni tampoco ánimos. No sé qué me pasa últimamente. Estoy con la regla, debe ser por eso. Así que no sé, recordaré estos nueve días con suma nostalgia.

No hay comentarios: